12 jun. 2009

Windows 7 Ultimate RC 64 bit. Primeras impresiones

Tras la última debacle que sufrí, el PC se había quedado tocado y lo cierto es que iba más mal que bien. Eso unido a un intento fallido de arreglar un problema, me hicieron acatar las sensatas voces que me decían que reinstalase todo en limpio de una puñetera vez, que ya iba siendo hora. Y ya que estábamos, pues me decidí a digievolucionar el vetusto pero siempre fiable Windows XP.

Por un lado, no estoy todavía preparado para ubuntizar el PC grande (el portátil lleva ubuntizado desde hace años), y ya he explicado en alguna una ocasión por qué. Así que me he liado la manta a la cabeza, y le he dado una oportunidad a Windows 7 RC, y ya puestos, la versión de 64 bits para sacar partido a los euros que pagué en su día por mi Core2 Duo. Dicen las malas lenguas que Windows 7 es un Windows Vista al que sólo le han quitado los insidiosos avisos y alertas de que el mundo se acaba cada dos por tres. Mi experiencia con el inefable Vista ha sido escasa. Tras probarlo en algún PC en el que estaba instalado me negué en redondo a ponérmelo en casa. Ante todo no voy a entrar en polémicas sobre la imagen de Microsoft, o cómo ha quedado ante el mundo al sacar Windows 7 apenas dos años después de sacar Vista, lo que es un reconocimiento tácito del mal comportamiento y mala aceptación del mercado por este último. En este artículo me voy a centrar en mis primeras impresiones a título personal, como usuario de Windows XP Professional 32 bit que se cambia de golpe y porrazo a Windows 7 Ultimate RC 64 bit.

La instalación es un poco tostón. Si bien se ha mejorado algo respecto a Windows XP, y ahora es en modo gráfico casi desde el principio, hay que reiniciar un par de veces y es tremendamente lenta. En mi caso ha tardado cerca de dos horas en completarse el proceso.

Termina la instalación y casi uno no se da cuenta, porque entra directamente en el escritorio, hasta tal punto que en los primeros momentos uno duda de si realmente ha terminado o no. Nada de tutoriales con música estilo Enigma, ni nada parecido. Y bueno, la primera impresión es que es... Bonito. Sí, es chulo, hay que reconocerlo. El nuevo Aero yo no sé distinguirlo del anterior (me parecen idénticos), y la verdad es que va bastante fluido. Se ha notado mucho la inclusión de una cantidad impresionante de drivers, que hacen que prácticamente todo lo que tengo en el PC haya sido reconocido automáticamente. (Cosa que Ubuntu lleva haciendo desde hace un par de años).

El principal problema que tenía Vista, que era el de rendimiento, deben de haberlo solucionado, porque lo cierto es que a mí me va como un tiro, si bien es cierto que no puedo comparar porque como he dicho antes, nunca tuve Vista en este PC.

El manejo en general, para un usuario de XP, es algo engorroso al principio. Es como si tu madre te hubiese ordenado la casa cambiándote las cosas de sitio. Un poco exasperante. No obstante creo que en una tarde le acabas cogiendo el tranquillo, aunque esto también depende de la habilidad de cada uno. Desde luego los temas "sensibles" están más escondidos aún de lo que estaban en XP, lo que convierte a Windows 7 en un sistema a prueba de pisamierdas. En realidad todo está en el mismo sitio de antes, el problema es que es difícil encontrar "el mismo sitio de antes". Por ejemplo, todavía no he conseguido hacer que Windows me muestre las carpetas ocultas y del sistema, que es una de las primeras cosas que hacía al instalar XP.

En esa línea, el nuevo explorador de Windows me parece desesperante. No tiene menús, y lo que antes estaba al alcance de la mano ahora hay que rebuscarlo por el panel de control.

La nueva barra de tareas es algo a lo que habrá que acostumbrarse. El hecho de que sea barra de tareas y barra de inicio rápido todo en uno me descoloca un poco, aunque permite configurarla de algunos modos que hacen la transición algo menos traumática.

Los juegos se han remozado y me ha encantado encontrar un ajedrez (llamado Chess Titans) de espantosos sonidos, pero visualmente muy agradable y con buenos acabados. El nuevo buscaminas me gusta menos que el de toda la vida. El solitario ha mejorado un poco.

Una de las cosas que más llaman la atención es la creación de dos carpetas para programas. Una para los de 32 bits y otra para los de 64 bits. A partir de ahora tendremos Archivos de Programa y Archivos de Programa (x86). Ambas son un system fake name, porque internamente se llaman Program Files, sea cual sea el idioma del sistema operativo. Igualmente, lo que antes era Documents and Settings, ahora sigue llamándose así, pero lo veremos como Users.

Ya no existe Mi PC. Ahora se llama simplemente "Equipo". Aunque se comporta igual. La Administración de equipos es muy similar a la de XP, por no decir que es la misma. Pero funciona igual de bien que funcionaba antes, de modo que si algo va bien, no lo toques. Es tan igual, tan igual, que la rueda del ratón sigue sin funcionar en el área de los gráficos de cada disco, en el Administrador de discos. :P Además, algunas partes están sin traducir. Supongo que esto lo acabarán puliendo para la versión final.

Control+Alt+Supr ya no sacan automáticamente el Administrador de Tareas, lo cual me da un poco de rabia ya que lo uso mucho, pero a cambio han puesto en él una pestaña para servicios, separada de la de los procesos (cosa que Ubuntu ya hacía desde hace años). El gráfico de CPU no es tan bonito como he visto en algunas capturas de pantalla. De hecho es el mismo que en XP. Eso sí, han incorporado un monitor de recursos que este sí es la caña.

El Windows Media Player 12 me gusta menos que el 11. Este no es negro y le han escondido algunas opciones, como la pestaña "Copiar". No me convence. Igual con la tontería, los chicos de Redmond consiguen que me cambie a iTunes.

No me gusta que Windows Defender me defienda de mí mismo. Ya tengo Avast Antivirus que le da mil vueltas. Pero buenmo, basta con desactivarlo. En general es un sistema operativo un poco quejica. Parece que esté afectado de la paranoia esquizoide de que todo el mundo es malo, que asoló EE UU tras el 11-S.

Ah, y lo que es una gozada es tener mis 6 GB de RAM. :) En fin, ahora a instalar todo el software... qué perezón...

2 comentarios. Deja alguno tú.:

Sparda dijo...

Pues más de lo mismo en mi caso, y con el mismo windows 7 Ultimate rc x64.
Mi cambio fué desde el vista, y no estoy muy contento con windows 7.
Me consume un giga, eso sí, apenas se mueve del giga, pero vista me consumía 800Mb.
Lo había probado con versiones filtradas y me consumía unos 300-500 Mb, y ahora en la versión "buena" me va bastante mal.
No sé si será cosa mía pero el antivirus que usaba yo, avira, no se dá instalado.
Poco más puedo decir, bastante disgustado.
Ah, una dudilla el windows 7 ultimate rc es una rc de windows 7 ultimate ¿no?, no será una mala traducción de :release candidate definitiva de windows 7.
Será:windows 7 ultimate-release candidate.
Bueno, no sé si me he explicado muy bien.
Saludos.

Nacho, el lirón dijo...

No Sparda, no es un error de traducción. Ultimate es una de las ediciones o "sabores" que tendrá Windows 7, y que ya estaba presente en Windows Vista. Lo que sucede es que como RC sólo se han liberado las versiones de 32 y 64 bits de la edición Ultimate. Tienes más información aquí:
Comparativa de ediciones de Windows 7

Respecto al resto de cuestiones que comentas, Yo en una sesión normal de trabajo (firefox con 20 pestañas), Chrome con otras 5 ó 6, Dreamweaver, Photoshop y otro software menor, ando en torno a los 4 GB de memoria ocupados, de los 6 que tengo instalados. No me parece mal rendimiento. Los recursos de la máquina están para usarlos. Cada byte de memoria no usado es un byte de memoria que he pagado y que estoy desperdiciando. Cada Hertzio de procesador que no estoy usando es dinero pagado que no se emplea. Personalmente he experimentado una mejora importante respecto a Windows XP.

En cuanto al antivirus, mi recomendación es que uses Avast Antivirus Home Edition, que es gratuito y es con diferencia el mejor antivirus que conozco desde hace más de 5 años.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...