12 dic. 2005

El animal humano

Siete detenidos en Badajoz por participar en un safari ilegal en el que se mató un tigre | elmundo.es

Yo suelo ser un humanista convencido. Suelo creer que la condición humana es noble por naturaleza, y que en ocasiones se corrompe. No obstante, hay veces que me encuentro en serias dificultades para sostener esta postura ante mí mismo.

El otro día vi en un informativo de la televisón la noticia a que se refiere el enlace de arriba.

En resumen, e intentando superar el asco que me produce tanto la acción como los actores, la noticia consiste en la detención de siete personas que se dedicaban en una finca de Badajoz, a la suelta y posterior asesinato de animales "salvajes", como tigres, leones, etc. En el momento en que la Guardia Civil entró en la finca descubrió un tigre recientemente abatido además de otros animales que salvaron la vida de milagro. En la televisión se veía a un león joven, escuálido y tuerto, encerrado en una jaula camuflada con ramas en el techo evidentemente para dificultar su localización e identificación desde el aire.

La diversión de estas siete basuras humanas, dado que no me merecen el calificativo de personas, entre las que se encontraba un menor de edad, era soltar al animal y abatirlo a tiros tan pronto salía de la jaula, siete armados contra uno desarmado, y rápidamente no fuese que aún así se les desmadrase, tan inútiles eran. Después, se hacían fotos al estilo victoriano, pisándole la cabeza al cadáver del tigre y fusil en ristre, apoyado gallardamente en la cadera, para conmemorar la heroica hazaña digna de un portetosísimo valor. A continuación se procedía al desollamiento del animal y a su decapitación para, de este modo, decorar algún salón donde, sentados en su sillón, alguno de estos malnacidos seguramente relatarían a sus repugnadas visitas lo avezado de su aventura, la arriesgada gesta y sin par sangre fría con la que abatieron, en solitario y desigual enfrentamiento al peligrosísimo tigre que sin duda les habría devorado allá en las lejanas selvas del gofo de Bengala de haber errado el tiro.

Lo más triste de todo es que entre nosotros haya gente tan sumamente inmunda y despreciable, y con tan poca estima de sí mismos que requieran matar a bocajarro a un animal tuerto, débil e indefenso para sentirse mejores. Para sentir que hacen algo importante. Es triste que haya vidas tan sumamente vacías que tengan que ser rellenadas de este modo. Es lamentable que haya gente con tal complejo de inferioridad que sólo puedan sentirse mejor matando a un animal supuestamente peligroso pero claro, se sienten unos mierdas por algo, y por tanto no se arriesgarán un pelo. Se le tiene sin comer una semana, si se queda tuerto mejor, y tan pronto como se abre la jaula se le mata. Y no le matan a tiros a través de los barrotes porque sería demasiado ignominioso incluso para desgraciados de este calibre.

Dado que la cárcel no puede remediar el problema de un enfermo mental de esta calaña, me pregunto si una oportuna lobotomización podría ser más aconsejable para estos casos. Ruego a las autoridades tomen en seria consideración mi sugerencia.

"El hombre es un lobo para el hombre."
Tommas Hobbes.

"... Y aún más para el resto de los seres vivos."
Lirón

0 comentarios. Deja alguno tú.:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...